Ciencias Naturales

Las colecciones de Ciencias Naturales constituyen uno de los conjuntos patrimoniales más importantes y significativos que alberga la Universidad de Zaragoza, con ejemplares únicos a nivel mundial. Una parte muy significativa de esas colecciones integran los fondos del Museo de Ciencias Naturales, creado por acuerdo unánime del Consejo de Gobierno de la Universidad de Zaragoza el 24 de junio de 2013 y que, como recoge el artículo 1 de su Reglamento, “es una estructura de carácter estable dedicada a la catalogación, investigación, conservación, restauración, exhibición, divulgación e incremento del patrimonio relativo a las Ciencias Naturales de la Universidad de Zaragoza, con fines de estudio, educación y recreo”.

Sus fondos fundacionales están formados por dos colecciones: la Longinos Navás, depositada por la Compañía de Jesús en 1988 en la Universidad de Zaragoza, y la de Paleontología, integrada fundamentalmente por piezas procedentes de excavaciones realizadas en territorio aragonés. Estas dos colecciones se presentan en los espacios del Museo de manera individualizada pero íntimamente relacionadas en un discurso expositivo que pretende trasladar al visitante conceptos e ideas sobre la historia de la vida en el planeta Tierra desde su origen hasta nuestros días, así como los hitos más destacados de la evolución y los protagonistas de su conocimiento, con especial atención a los naturalistas aragoneses.

La colección Longinos Navás, reunida y clasificada por el naturalista jesuita que le da nombre (Cabacés, Tarragona, 1858 ¬– Gerona, 1938), formó parte del gabinete de Historia Natural del Colegio del Salvador de Zaragoza, fundado en 1876 con un propósito didáctico e integrado por piezas procedentes de las misiones jesuíticas en África, Sudamérica y Filipinas. Consta de más de 400 animales naturalizados, conchas de moluscos, fósiles, herbarios y unos 7.300 insectos, con los que se pretende ofrecer una muestra significativa de la vida actual en la Tierra a través de cuatro ámbitos: el gabinete del naturalista, el afán clasificador, función y forma y el mundo de los insectos.

La colección de Paleontología, heredera del Gabinete de Historia Natural (1881) y del denominado Museo de Ciencias Naturales (1902), está en constante crecimiento, y en la actualidad consta de unas 200.000 piezas fósiles y de una tipoteca que acoge más de 20.000 registros. A través de una apurada selección de estas piezas, ordenadas según el tiempo geológico, el visitante podrá hacer un recorrido por la vida en el pasado, desde sus orígenes hasta la aparición del hombre en la era Cuaternaria.

Blasisaurus canudoi

Maledictosuchus riclaensis

Blasisaurus canudoi

Arenysaurus ardevoli

Arenysuchus gascabadiolorum

Carolowilhelmina geognostica

Rana pueyoi

Guembelitria blowi 

Palaeoglobigerina luterbacheri 

Gogia parsleyi

Páginas